Energía solar, eólica, hidráulica, biomasa y gas metano

Energía Solar Sabater

Detalles del producto

      Este sistema innovador patentado por nosotros, mejora el rendimiento térmico para ACS (agua caliente sanitaria), en lugares o países muy fríos, con temperaturas bajo cero, y en lugares donde hay un exceso de energía.

 

      La presente invención se refiere a un acumulador fotónico solar subterráneo, gracias al cual se consigue un mayor rendimiento de captación de energía solar, un menor mantenimiento de la instalación debido a una mayor protección del frío y las heladas nocturnas al estar toda la instalación debajo del edificio en un sótano subterráneo y un menor impacto visual exterior del edificio.

Código de producto: 000032

ACUMULADOR FOTÓNICO SOLAR SUBTERRÁNEO

Información de contacto:

Contacto: Esteban Sabater Taló

 

Teléfono:  722 33 99 59

Correo: energiasolarsabater@energiasolarsabater.com

 

 

ANTECEDENTES DE LA INVENCION

            

      Son conocidos los sistemas de anclaje, en la parte superior de un edificio de captadores solares térmicos y fotovoltaicos. Estos sistemas, sean fijos y estáticos o con seguimiento solar de un eje o de dos ejes, presentan el inconveniente precisamente de estar en el exterior y en lugares altos y peligrosos de acceder, tanto para instalarlos por primera vez en un edificio, como para su mantenimiento o reparación de los mismos, con el peligro potencial de los trabajadores que los reparan o mantienen.  También estas instalaciones exteriores elevadas, están sometidas a los rigores climáticos, como heladas, granizo, nieve, lluvia, viento, exceso de Sol y de calor o excrementos de pájaros.

       Para vencer las posibles heladas, es necesario que circule por el circuito primario, líquido anticongelante, entre el colector solar y el depósito acumulador del agua caliente sanitaria, necesitando electro válvulas, bombas de forzado y depósito especial con un serpentín o doble serpentín para el circuito primario y/o secundario, encareciendo la instalación considerablemente y aumentando el riesgo de averías. Cuantas más bombas y electro válvulas hay en un sistema, mayor es el riesgo, de que alguna de ellas falle. También existe el riesgo que alguna parte de la tubería del circuito primario, tenga un escape y se mezcle el líquido anticongelante con el agua caliente sanitaria del depósito, con la consiguiente contaminación del agua caliente sanitaria.

      El granizo es un enemigo mortal tanto para los colectores térmicos de agua caliente, como para las placas fotovoltaicas. Debido a que ambos se encuentran en el exterior, al caer el granizo desde las nubes de la tormenta hasta que llegan al cristal del colector térmico o placa fotovoltaica, chocan a gran velocidad, destruyendo en ocasiones el cristal del colector o el silicio de la placa fotovoltaica.

      La nieve no es muy destructiva, pero tapa el colector o placa fotovoltaica, anulando la recepción de energía solar.

      La lluvia en ocasiones es beneficiosa y en ocasiones perjudicial. Si el agua de la lluvia es limpia y abundante, producen una auto limpieza de la superficie del cristal del colector o placa fotovoltaica, pero en muchas ocasiones llueve poco y mezclado con calima procedente del desierto, ensuciando en exceso la superficie del cristal del colector o placa fotovoltaica, y debido a que están en tejados o lugares elevados difíciles de acceder, en muchas ocasiones no compensa lavar los cristales, perdiendo en ocasiones un 30% de captación solar, principalmente en las primeras horas del día y al atardecer debido a la inclinación del Sol y la suciedad del cristal captador

      El viento huracanado puede llegar a destruir principalmente los colectores que están anclados en bancadas de 45º de inclinación y caer colectores enteros o piezas y tornillos desde alturas del edificio elevadas hasta la calle donde puede herir a un peatón que vaya andando por la acera.

       El exceso de Sol, principalmente en verano, o en épocas donde el edificio queda prácticamente vacío, no habiendo consumo de agua caliente sanitaria, puede ocasionar un problema de exceso de energía aportada, en relación a la energía consumida, pudiendo calentar en exceso el agua acumulada en los depósitos, y hacer peligrar la instalación por posibles roturas en los colectores térmicos, al sobrepasar los 100º centígrados, hirviendo el agua acumulada de los depósitos. Para contrarrestar este riesgo, se suelen instalar aerotermos disipadores de calor, o radiadores disipadores de calor en los colectores solares. De ese modo, también se incrementa el riesgo, de que dichos aparatos fallen y afecten a todo el sistema.

       Los excrementos de pájaros, también pueden ser un problema importante. Son excrementos ácidos y corrosivos, que pueden dañar el colector o placa fotovoltaica a medio y largo plazo. A corto plazo, afectan de forma directa, ensuciando el cristal del colector, tapando partes de la superficie captadora de la radiación solar, disminuyendo el rendimiento térmico del mismo. Incluso puede llegar ser más grave el problema, en las placas fotovoltaica, debido a su propio diseño de las mismas. La placa fotovoltaica, normalmente, es un conjunto de varias células de silicio, conectadas en serie y paralelo, para conseguir el voltaje de funcionamiento deseado de la placa. Pero si se llega a tapar una de esas células, puede llegar a cortar el circuito entre las células y anular casi por completo toda la placa fotovoltaica y también como consecuencia, otras placas que se encuentren conectadas a la afectada, tanto en serie como en paralelo. En resumen, que uno o varios excrementos de pájaros, pueden llegar a afectar toda una instalación fotovoltaica gravemente, entre un 30 y un 50% de su producción de electricidad, o incluso más.

      El acumulador fotónico solar subterráneo aplica por primera vez, un sistema que mejora sustancialmente los antecedentes a la invención del acumulador fotónico solar subterráneo, anulando todos los inconvenientes mencionados en este apartado de antecedentes, y aportando más ventajas que se detallan a continuación.

      El acumulador fotónico solar subterráneo aporta por primera vez un sistema subterráneo de acumulación de energía solar, que difiere de las instalaciones de captación de energía solar realizadas hasta el momento, que van instaladas en la parte superior más alta de un edificio. El acumulador fotónico solar subterráneo, funciona debajo de un edificio, en un subterráneo. La radiación solar, se recoge mediante un tubo metálico brillante pulido altamente reflectante, cuyo diámetro debe tener como mínimo un metro, situado en la parte más alta de un edificio. El orificio del tubo se encuentra inclinado en un codo a 45º sobre la horizontal, con orientación sur, para una situación geográfica de latitud entre 40 y 42º. Hay que tener en cuenta que para latitudes distintas, debería tener una inclinación distinta sobre la horizontal, dependiendo pues de cada caso concreto. El tubo recorre todo el edificio por su interior, y llega hasta el sótano  subterráneo del edifico.

       La función del tubo  consiste en captar los fotones de luz de la radiación solar por su orificio, y transportarlos al sótano  donde se acumulará toda la energía solar.

       El techo, el suelo y todas las paredes, del sótano  deben ser de material de espejo de alto rendimiento, y altamente reflectante, para que los fotones de luz solar se reflejen prácticamente al 100% y vayan reflejándose por todo el sótano y al mismo tiempo no logren escaparse del sótano con facilidad, forzando a que vuelvan a salir hacia el exterior no antes de que se hayan reflejado por todo el sótano  varios millones de veces.

       Los depósitos de color negro mate, son los encargados de captar la energía solar, haciendo la función de “cuerpo negro”. Los depósitos cilíndricos negros  se apoyan en el suelo  que también es material de espejo, de esta forma se consigue que capte radiación solar en toda su superficie cilíndrica, incluso en la zona del cilindro que se encuentra lo más cerca posible del suelo donde se apoya. También se puede generar corriente eléctrica mediante placas fotovoltaicas, colocadas en el suelo del sótano.

ACUMULADOR FOTÓNICO SOLAR SUBTERRÁNEO SIMPLE

“Colector Cúbico solar de agua caliente sanitaria” (PATENTE P201100771)

Página principalAcerca de nosotrosInf. de contactoLista de serviciosLista de productosVínculos
noticias
videos